La iglesia tildó a Ginés de "abortista" y cuestionó el protocolo ILE

ACTUALIDAD 13 de diciembre de 2019
El presidente de la Pastoral de la Salud dijo que la decisión del Gobierno era "previsible". Sostiene que en la práctica es legalizar el aborto, pese a la votación en contra en el Senado.
gines_1.jpg_1956802537
El ministro de Salud con integrantes de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito.

La reacción de la iglesia católica ante la actualización del Protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE) no se hizo esperar. Tras la oficialización de la norma, a través de una resolución firmada por el ministro de Salud, Ginés González García, el presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral de la Salud, Alberto Bochatey, dijo que la decisión no lo sorprendió.

"El ministro González García es abortista y ya había advertido que no iba a entrar en una discusión por la ley, sino promulgar el Protocolo y obligar a las provincias a que se adhieran. Y así ya se instala el aborto libre en la Argentina", dijo el religioso.

Este viernes, Ginés insitió con que se trata de una cuestión de salud pública, "no tiene sentido convertirlo en un debate religioso o político". Sin embargo, Bochatey lo cruzó y planteó que "se trata de algo más profundo, que es la vida misma".

El titular de la Pastoral de la Salud observó además la edad desde la que el protocolo admite la ILE. "Las niñas de esta edad (13) podrán hacerse un aborto, incluso sin el consentimiento de sus padres. Esto es peor que la ley que quisieron promulgar en 2018, que lo aceptaba desde los 14 años".

El anexo de la Resolución divulgada este viernes en el Boletín Oficial establece que "en la situación de acceso a ILE las personas adolescentes de entre 13 y 16 años pueden consentir en forma autónoma, a menos que deba utilizarse para la práctica un procedimiento que implique un riesgo grave para la salud o la vida de la adolescente. Sólo en estas últimas situaciones será necesario, además de su consentimiento, el asentimiento de sus progenitores, representantes legales, personas que ejerzan formal o informalmente roles de cuidado, personas "allegadas" o referentes afectivos. Este asentimiento implica el acompañamiento a la decisión del/la titular del derecho, es decir la/ el adolescente".

Bochatey, citado por la Agencia Informativa Católica Argentina, insistió con que "era muy previsible, evitando que se genere todo tipo de discusión y un debate democrático". Dijo que también sucedió en muchos países latinoamericanos, en los que "metieron el aborto por la ventana, no por la línea de debate legislativo, contrario a la cultura del pueblo, sin otras propuestas para el cuidado de la mujer".

Las cifras del aborto en Argentina

En la Argentina, la muerte por embarazo terminado en aborto está entre las primeras causas de muerte materna. En el 2017, las muertes por embarazos terminados en abortos representaron el 14,85% del total de muertes maternas. Sólo en 2017 murieron 30 mujeres a causa de embarazos terminados en aborto.

Se estima que en nuestro país se realizan entre 370 y 522 mil interrupciones de embarazos por año –dado que esta práctica es mayormente clandestina–, no se dispone de datos precisos.

La única información oficial disponible al respecto es el número de hospitalizaciones producidas en los establecimientos públicos por complicaciones relacionadas con abortos.

Según datos disponibles de la Dirección de Estadísticas e Información en Salud, en el año 2015 se registraron 45.968 egresos hospitalarios por aborto. De ellos, 7.694 (16.7%) fueron egresos de adolescentes de 19 años y menos, mientras que el 26% fueron de mujeres entre 20 y 24 años.

Pañuelos verdes mujeresEntra en vigencia el nuevo protocolo para la interrupción legal del embarazo

Te puede interesar