Alberto Fernández aseguró que "el inicio de las clases puede esperar"

ACTUALIDAD 26 de marzo de 2020
De esta manera, se descarta que se restablecerán las clases en los establecimientos educativos a partir del 1 de abril.
Alberto Fernandez confe 1

El presidente Alberto Fernández afirmó hoy que "el inicio de las clases puede esperar" y que es algo que no "urge" reactivar en medio de la pandemia por coronavirus.

"El inicio de las clases puede esperar. Si hay algo que no me urge es el inicio de clases, eso puede esperar. Después ya veremos cómo compensar esos días. No tiene mucho sentido sufrir a un chiquito o a un adolescente a un colectivo para que termine infectado", enfatizó.

De esta manera, se descarta que se restablecerán las clases en los establecimientos educativos a partir del 1 de abril.

"Nadie sufrió por recibirse un año antes o un año después, tampoco van a sufrir por terminar el colegio un mes antes o un mes después", insistió en declaraciones a la TV Pública.

En tanto, evitó confirmar si prorrogará la cuarentena obligatoria más allá del 31 de marzo, cuando vence al plazo vigente por decreto.

Al respecto, indicó que va a "ver cómo evoluciona en estos días" el contagio del coronavirus para tomar una decisión.

"Tenemos que ser cuidadosos. Es un problema porque paraliza la economía pero seamos francos, antes que nada necesitamos preservar la salud de nuestra gente", señaló.

Sobre el ritmo de propagación de la pandemia, Fernández admitió que "va a haber un proceso de la aceleración del contagio", pero afirmó que los números de "muertos siguen siendo bajos y eso tiene que tranquilizar a todos".

"Está ocurriendo lo que todos sabemos que va a ocurrir, va a haber un proceso de la aceleración del contagio. El proceso sigue estando en el orden del promedio 80 casos diarios, que es más o menos lo que estamos viendo", puntualizó, y detalló que este jueves la base de casos analizados fue más grande a raíz de la descentralización de las pruebas de diagnóstico.

El presidente pidió que para que no se dispare la curva del crecimiento de la pandemia la gente siga "teniendo mucho cuidado de no salir".

"Nuestro destino para superar la pandemia depende de nosotros en gran medida, de como nos comportemos", advirtió, y agregó: "Por eso me enojo tanto con los que circulan".

Fernández avisó que "se terminó la paciencia" con ellos, "del mismo modo que se terminó la paciencia con los especuladores de precios". "Vamos a ser inflexibles porque estamos pasando un tiempo donde está en juego la vida de la gente", aseguró.

El jefe de Estado vaticinó que una vez que concluya el brote pandémico del coronavirus "va a haber otro mundo" e intuyó que podría cobrar mayor relevancia el teletrabajo.

"Va a haber otro mundo a partir de ahora. Tendremos que ir amoldándonos a partir de ahora", avisó.

"Tendremos que preguntarnos si después de esta pandemia esto del teletrabajo no se difunde más con todas las ventajas que eso supone", sugirió.

Al respecto, indicó que saldría favorecido el trabajador al ahorrarse el costo del traslado y también permitiría que los medios de transporte no viajaran abarrotados, con el consiguiente beneficio para el medio ambiente.

"Habrá que pensar si funciona la tele educación. Capaz sirva para pensar si puede ser una forma de educar a distancia a niveles primarios y secundarios ya que a nivel terciario ya se hace", agregó.

Te puede interesar