Catamarca Web Noticias Catamarca Web Noticias

Latinoamérica lucha contra el dengue y el coronavirus

Latinoamérica se enfrenta contra dos pandemias a la vez: El SARS-CoV-2, que se propaga a gran velocidad entre Tijuana y Tierra del Fuego, y el virus del dengue, que registra un alarmante aumento de nuevas infecciones.

DEUTSCHE WELLE 07 de mayo de 2020 Por DW
53267786_303

Mientras que el coronavirus se transmite de forma invisible en Latinoamérica, hay otra pandemia que es ocasionada por el mosquito tigre de la fiebre amarilla, que también transmite el dengue y otras enfermedades. Debido a esto, América Latina tiene que luchar en dos frentes a la vez.

A finales de marzo, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) dio a conocer impactantes cifras: solo en los dos primeros meses de este año hubo más de 560.000 nuevas infecciones y 118 muertes. El número sigue aumentando. El dengue está particularmente extendido en Paraguay, pero también en Santa Cruz (Bolivia) y en el noreste de Argentina. En 2019, esta pandemia batió un triste récord en Latinoamérica: tres millones de infectados, nunca antes visto. Pero gracias a que los expertos en salud de América Latina están mejor preparados para el virus del dengue, solamente se produjeron 1.530 muertes. A diferencia del coronavirus, el dengue lo conocen muy bien.

Argentina lucha frente a la fiebre amarilla

Desde 2009, cuando el dengue estalló por primera vez en Argentina, la investigadora Laura López ha sido responsable de todos los avances relacionados con el dengue en la región. Pocas personas en Argentina conocen el mosquito Aedes tan bien como ella.

Ella es actualmente la directora del programa "Zoonosis" de la Secretaría de Salud de la Provincia de Córdoba. "No nos hemos olvidado del dengue por culpa del coronavirus. La ventaja del dengue es que lo conocemos bien. Por otro lado, el coronavirus es nuevo y desconocido, y simplemente no estábamos preparados para las demandas en los hospitales", señaló López.

"En estos momentos tenemos más de 12.000 casos (de dengue) registrados en Argentina, como nunca antes visto en nuestra historia. Sin dudas, el número de contagios incrementará, porque no pudimos seguir haciendo un registro", explicó López. Ella sabe que en algunas regiones el dengue se ha expandido, pero aún nadie lo ha registrado.

El problema que va más allá de las fronteras y sufre un aumento en esta época del año. Al mosquito le encanta el clima cálido en los meses de verano de Sudamérica. Debido al cambio climático, y al consiguiente aumento de las temperaturas, desde hace algún tiempo que resulta más sencillo.

El virus también se combate con un cambio de comportamiento

"Estamos hablando de un mosquito que casi forma parte del inventario de la casa. Por ejemplo, en el jardín y en cualquier otro lugar donde la gente deja pequeños recipientes de agua", dijo Laura López. Las hembras ponen sus huevos en el agua entibiada por el sol y las larvas pueden crecer allí. Las víctimas preferidas son los humanos que no utilizan repelente de insectos.

Según la científica, así como contra el coronavirus, donde las personas deben mantener distancia y usar mascarillas, la contención del virus del dengue solo funciona cambiando el comportamiento de la población.

"En mi experiencia, solamente funciona con las campañas en curso y si concientizamos a la gente sobre el tema. De eso depende en gran parte el control que podemos tener sobre el dengue", agregó.

Hasta ahora las vacunas contra el dengue no son lo suficientemente eficaces y solo reducen las complicaciones de la enfermedad, sin prevenir el brote. "Pero ahora hay vacunas en investigación que son prometedoras y que podrían ayudar a controlar el dengue mucho mejor", agregó.

Aprender de la experiencia del coronavirus

Debido a la pandemia del coronavirus, el presidente argentino, Alberto Fernández, impuso el pasado 20 de marzo un riguroso toque de queda en todo el país que durará por lo menos hasta el 10 de mayo. Mientras tanto, la fiebre del dengue se propaga rápidamente de una provincia a otra: Córdoba, Jujuy, Buenos Aires y Tucumán.

A Josefina Edelstein, periodista que escribe sobre estas epidemias en dos reconocidos periódicos argentinos, no le sorprende el brote del dengue: "En términos de prevención, se ha hecho muy poco desde el último gran brote en 2016", agregó.

La periodista no es muy optimista de que su país pueda tener el virus del dengue bajo control. Su única esperanza es que el país aprenda de la experiencia del coronavirus: "Si vemos cómo Argentina ha reaccionado al virus de la corona con el toque de queda, las recomendaciones sanitarias y toda la comunicación a través de los medios de comunicación, esto sería un proyecto de cómo deberíamos tratar el virus del dengue en el futuro”, dijo Edelstein.

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias