Murió Jaime Torres, una leyenda del charango y el folclore argentino

ESPECTÁCULOS 24 de diciembre de 2018
La noticia de su muerte fue confirmada por la familia del músico a un diario de Jujuy; tenía 80 años.
Jaime Torres

Jaime Torres, uno de los más destacados ejecutantes de charango del mundo, murió este lunes por la mañana a los 80 años en la Fundación Favaloro, tras estar internado con coma inducido.

Según trascendió, Torres, que nació en la provincia de Tucumán el 21 de septiembre de 1938, había tenido varias internaciones en el último tiempo.

En el 2013 el popular charanguista fue declarado Ciudadano Ilustre de la Ciudad de Buenos Aires por la Legislatura porteña.

Dos años después, la Fundación Konex le otorgó la Mención Especial a la Trayectoria por su invaluable aporte a la música popular argentina.

El reconocido folclorista ganó una gran repercusión a nivel mundial por su destreza con el charango. Torres fue discípulo del maestro boliviano Mauro Núñez, que fue quien le construyó sus primeros instrumentos.

En los '60 tuvo una destacada participación en la grabación de la Misa Criolla, junto a Ariel Ramírez. En el '74, participó de la apertura del campeonato Mundial de Fútbol de Alemania.

En los años '80, grabó la música de la película "La deuda interna". Al comenzar 1987, Torres sufrió un grave accidente automovilístico en Humahuaca, cuando iba a dirigir los ensayos, para la presentación en Cosquín. Después de su recuperación, comenzó a recorrer el mundo llevando el folclore, recorriendo desde los Estados Unidos hasta Singapur e Indonesia.

Torres ha tocado en toda clase de escenarios con idéntico fervor y dignidad, su extensa actuación abarca desde los modestos escenarios del Tantanakuy, (las calles de los pueblos, al pie de monumentos o bajo centenarios árboles), hasta el prestigioso Teatro Colón de Buenos Aires, pasando por la Filarmónica de Berlín, la Sala Octubre de Leningrado y el Lincoln Center.

Apodado como el Padre del Charango, Jaime no concebía la vida sin ese instrumento al que, según decía, estaba "agarrado". En su larga carrera, el charanguista grabó más de veinte discos y recibió incontables reconocimientos.

Te puede interesar