La salida de Nicolás Dujovne, otro efecto de la derrota de Macri en la PASO

ACTUALIDAD 18 de agosto de 2019
La renuncia del ministro de Hacienda es otra cachetada de la derrota del domingo pasado.
Macri y Dujovne
Macri y Dujovne.

A menos de una semana de la fuerte derrota de Mauricio Macri en la PASO por una diferencia de 15 puntos, persisten los cambios en la estructura del Gobierno. La seguidilla de medidas para contener la fuerte devaluación tras fracaso electoral se alejan del tan mencionado “déficit cero” y terminaron lo llevarse puesto al ministro de Hacienda.

Nicolás Dujovne fue el único ministro del Gabinete que se mantuvo en silencio en medio de la crisis desatada por la fuerte suba del dólar que se disparó un día después de la derrota de Macri ante el candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández.

Una vez que el Gobierno aceptó que la derrota se debió a un rechazo al plan económico, la continuidad de Dujovne comenzó a ser puesta en duda y su suerte terminó de sellarse con el paquete de medidas anunciadas para tratar de responder al resultado electoral.

Durante la semana hubo varios cruces dentro del Gabinete y varios reproches al ministro de Hacienda ya que su política fiscal terminó asfixiando a la población que se expresó en las urnas el domingo pasado. También se supo que el ministro tiene problemas de salud que no le permitirían seguir por mucho tiempo más en el cargo.

Las medias como la modificación en Ganancias, el congelamiento del precio de los combustibles, los bonos a empleados del Estado y las fuerzas de seguridad, así como también los refuerzos a los planes sociales y la eliminación del IVA a alimentos básicos, contradicen el plan económico de Dujovne al incrementar el gasto público. Estas medidas también va a contramano de los términos del acuerdo que cerró el ahora exministro con el Fondo Monetario Internacional, por lo que su rol se desdibujó inmediatamente después de los anuncios del Presidente.

Pese a ello, Dujovne destacó en su carta de renuncia que su gestión tuvo "logros en la reducción del déficit y del gasto público, en la reducción de impuestos distorsivos en las provincias, en recuperar el federalismo" y señaló: "También, sin dudas, hemos cometido errores, que nunca dudamos en reconocer e hicimos todo lo posible por corregir".

"Para mí ha sido un honor y un orgullo servir a tu Gobierno y a los argentinos. Espero que nuestro querido país pueda finalmente torcer un rumbo de décadas de fracasos y alcanzar el objetivo del desarrollo económico y eliminación de la pobreza", agregó Dujovne.

Las peleas en el Gabinete se intensificaron desde el inicio de semana, el jueves por la noche parecía inminente la salida de Dujovne junto al jefe de Gabinete, Marcos Peña, otro herido tras los comicios del domingo, pero el viernes el Presidente mostró una agenda tranquila en Olivos y Peña almorzó el con Gabinete.

Este sábado por la tarde se conoció que Dujovne cerraba su parte en la administración Cambiemos al tiempo que el Gobierno convocaba de urgencia al entonces ministro de Economía de Vidal, Hernán Lacunza, para que encare lo que resta del primer gobierno de Mauricio Macri en donde deberá enfrentar la reacción de los mercados, el ritmo de dólar y todos los índices económicos en rojo.

Te puede interesar