Boca lo dio vuelta y ganó con un gol de Tevez en el final

DEPORTES 14 de marzo de 2016
Fue 2-1 ante Unión en La Bombonera. Gamba puso en ventaja a la visita. Lodeiro, con un golazo, y “El Apache” revirtieron el marcador. Es el primer triunfo del ciclo de Guillermo Barros Schelotto.

Una aparición fulgurante de Carlos Tevez en el último minuto le permitió a Boca vencer este lunes a la noche a Unión de Santa Fe por 2 a 1, en un partido que debió trabajar más de la cuenta, por la séptima fecha del torneo de Primera División 2016.

El triunfo boquense se solidificó con los goles de Nicolás Lodeiro, a los 18 minutos, y Carlos Tevez, a los 45, ambos en el segundo tiempo, aunque previamente el "Tatengue" abrió el marcador por medio de Lucas Gamba, a los 13 de esa mitad.

Boca ahora se perfila como serio candidato a pelear el título, dado que la próxima fecha visitará a Lanús, el puntero de la zona 2.

Éste fue el primer triunfo de Boca de la mano de Guillermo Barros Schelotto como técnico del “Xeneize”. “El Mellizo” fue ovacionado cuando ingresó y cuando abandonó el campo de juego.

Boca tuvo un arranque muy dubitativo

Boca estuvo nervioso, ansioso y con mucha imprecisión, porque ni Bentancur ni Gago lograron congeniar, encontrar el balón y, por ende, el "Xeneize" estuvo cortado en su zona media.

Unión planteó un libreto muy bien estudiado, ordenado en sus movimientos y tapando cada receptor del balón, algo que fue mermando la confianza de Boca, que se encontró atorado en la parte final del campo.

Un Tevez sumido en una confusión que mermó el fútbol que Boca podía generar contagió a sus compañeros y el equipo del "Mellizo" no tuvo explosión, ni sorpresa, al menos durante los 25 minutos iniciales

Los hilos del mediocampo los manejó Mauricio Martínez, porque fue inteligente para reagrupar a sus compañeros, tocar de primera y ganarle la iniciativa a Bentancur, mientras que Gago fue tomado por Villar.

Pero, a la media hora, como si fuera una orden del comandante Guillermo, Boca liberó a los laterales, y, de esa manera, tanto Jara como Silva se sumaron al ataque, abrieron el campo de juego y Carrizo sirvió como enlace en ese pasaje del partido.

Así, Tevez sí pudo encontrar sus espacios, se colocó detrás de la línea de Martínez y tuvo algo más de incidencia en el juego.

A los 35, "El Apache" habilitó a Palacios por la derecha y el tucumano quedó solo frente a Nereo Fernández, pero elevó el remate.

Unión logró salir del asedio de los minutos finales y Acevedo dejó a Malcorra solo ante Orión, pero el arquero achicó el ángulo y el balón le quedó a Villar, pero las dos ocasiones que tuvo para definir fueron salvadas por Jara.

Otro Boca, con un Tevez salvador

El segundo tiempo se jugó al ritmo que impuso Boca y su hinchada, y, por eso, a los 25 segundos, Tevez sacó un tremendo remate que Nereo Fernández mandó al córner.

Tevez fue el abanderado de la remontada de Boca en el complemento y desde su movilidad el equipo comenzó a arrinconar a un Unión que decididamente se posicionó para el contragolpe, y, a los 11, fue Gago el que desde afuera probó los reflejos de Nereo Fernández.

Pero, en la primera escalada, el lugar elegido fue por la izquierda y el centro de Malcorra lo dejó corto Orión y Gamba lo dejó de lado y definió de zurda.

Desesperado, pero al mismo tiempo sabiendo qué hacer, Boca fue en busca del empate y, a los 18, Lodeiro remató desde un lugar muy cerrado y, con la colaboración de Nereo, marcó el empate para el delirio de toda la multitud.

Boca a veces confundió velocidad con juego y, en ese contexto, equivocó el camino, cuando debía tocar en corto, tiró pelotazos y viceversa y Unión continuó apostando a su juego, y, si bien Madelón colocó a Rolle para tener el balón, el mediocampista lejos estuvo de cumplir esa tarea.

Pero la insistencia de Boca tuvo su recompensa en el minuto final, casi como un calco del partido que Unión le ganó por 4-3 en el torneo pasado.

Luego de una serie de rebotes en el área, rechazo de Nereo Fernández mediante, apareció la figura salvadora de Carlos Tevez para hacer delirar a una hinchada que se ilusiona, aunque el fútbol aún esté un poco lejos de lo que pretende su entrenador.

Te puede interesar