Trump: "No me gusta pelearme con el Papa"

ACTUALIDAD 18 de febrero de 2016
"Creo que tiene mucha personalidad y que está haciendo un muy buen trabajo. Creo que fue malinterpretado, y que le dieron información falsa", agregó sobre Francisco.
donald_trump_foto

Hay una persona con la que el empresario Donald Trump no quiere pelearse por mucho tiempo: el papa Francisco.

El aspirante a la nominación republicana no suele dar marcha atrás en sus polémicas con otros rivales en la contienda electoral o en sus críticas al presidente Barack Obama.

Pero su "pelea" con el pontífice -quien sugirió tras su visita a México que "una persona que cree solo en construir muros (...) y no construir puentes, no es cristiana"- tuvo una corta vida.

"No me gusta pelearme con el Papa. No es una pelea. Creo que él dijo algo mucho más suave de lo que fue originalmente reportado por los medios", dijo el magnate inmobiliario en un cabildo abierto de la cadena CNN.

"Creo que tiene mucha personalidad y que está haciendo un muy buen trabajo. Creo que fue malinterpretado, y que le dieron información falsa", agregó sobre Francisco.

Aunque no perdió tiempo en lanzarle nuevamente dardos al gobierno de México. "Creo que escuchó un lado de la historia, probablemente de parte del gobierno mexicano. No vio los tremendos problemas que nos está causando la frontera, respecto a la inmigración ilegal y al tráfico de drogas", agregó.

Sus declaraciones distan significativamente del duro lenguaje usado por su campaña en un comunicado enviado previamente este jueves. En ese escrito, el precandidato tildó de "vergonzosos" los comentarios hechos por el Papa en el avión que lo llevó de Ciudad Juárez a Roma. El comunicado incluso hizo mención al Estado Islámico, esgrimiendo que si el grupo terrorista atacara el Vaticano, Francisco habría rezado y deseado que él fuera el presidente de los Estados Unidos "porque (el ataque) no habría ocurrido".

En el comunicado, Trump -quien es presbiteriano- dijo que no deben haber duda sobre su fe. "Estoy orgulloso de ser cristiano y como presidente no voy a permitir que la cristiandad sea constantemente atacada y debilitada", afirmó.

Te puede interesar